Domingo 23 de Febrero de 2020

Puntos de riesgo en la Cadena de Suministros

15/3/2012

El error humano el culpable de la mayoría de los accidentes en la cadena de suministros.

En su disertación en la TOC Container Supply Chain Asia, el foro de la industria de la carga que se lleva a cabo en Hong Kong, el director de asesoramiento de riesgo global del TT Club,  Laurence Jones, puso de relieve los factores claves que causan  interrupciones en la cadena de suministro global, y comentó sobre las oportunidades que tienen los operadores para ahorrar costos ajustando los procedimientos para minimizar los accidentes, desperfectos, retrasos y otros riesgos.
Jones reveló, en base a un extenso análisis del TT Club, que hay reclamos por valor de más de U$S 120 millones, y que casi el 80% de los incidentes que resultaron en un reclamo eran evitables ya que en la gran mayoría de ellos hubo algún tipo de error humano.
Agregó además: «Encontramos que al adoptar y poner en práctica procedimientos operativos probados sumado a la actual tecnología de seguridad podrían haberse  prevenido la mayoría de los incidentes. Una inversión relativamente pequeña en la formación y mantenimiento podría traer importantes beneficios económicos provocando menores interrupciones en las operaciones, reducción de las primas de los seguros y clientes más satisfechos.»
Cuando se trata de reclamos relacionadas con el transporte de mercaderías, Jones dijo: «Si bien el robo directo representó el 29% de los créditos operativos, los malos procesos y los pobres sistemas eran los mayores culpables.
«Era evidente que existía toda una gama de prácticas deficientes, como ser el mal manejo y estiba de mercaderías, multas de aduana aplicables a la presentación de documentación incorrecta o tardía, mala instrucción en el manejo de equipos de refrigeración y la liberación errónea de las cargas. Todo esto podría haber sido evitado con procedimientos operativos más estrictos».
El otro actor que contribuyó fuertemente al daño y al costo fue el fuego. La mayoría de los daños a edificios y depósitos provino de fallas eléctricas y de equipos de elevación, la falta de suficientes controles periódicos de mantenimiento fue la causa principal, y el incendio en la carga en contenedores se debió principalmente a la pobre estiba o la mala declaración de las mercaderías.