Lunes 24 de Septiembre de 2018

La capacidad fuera de control en las líneas marítimas

21/8/2018

La falta de control en el exceso de la capacidad fue lo que arrastró a las líneas de transporte de contenedores a obtener pobres resultados financieros

la capacidadLa capacidad está descontrolada y las navieras en general están buscando soluciones para atenuar los bajos resultados de sus cuentas.
Los precios del búnker por sí solos no son responsables de las pérdidas de las compañías de transporte de contenedores en la primera mitad de 2018. Los propios transportistas no hicieron lo suficiente para reducir la capacidad, afirman en la consultora Alphaliner.
Las líneas de transporte de contenedores son la fuente de su propia miseria.
“Los decepcionantes resultados y las bajas en las ganancias, anunciados por varios de los operadores marítimos en lo que va del año, pueden atribuirse directamente a la incapacidad colectiva de las líneas navieras para mantener la capacidad bajo control durante los últimos doce meses”, dijo Alphaliner.
Dicen además que, “las semillas para el actual débil mercado de flete de contenedores se sembraron en la segunda mitad de 2017, cuando los transportistas no pudieron frenar la expansión en el suministro de buques portacontenedores”.
“A pesar de los claros signos de exceso de oferta del mercado desde julio de 2017, los transportistas no actuaron para eliminar el exceso de capacidad”, agregan en la consultora.
Señalaron también que la flota activa creció un 9% en el cuarto trimestre de 2017, y un 10,7% en el primer trimestre de 2018, y continuó aumentando un 8,2% en el segundo trimestre.
En consecuencia, las tarifas de flete promedio, medidas por el CCFI, cayeron un 15% de 877 en julio de 2017 a 743 en mayo de 2018, mientras que los precios del búnker aumentaron más de 40% en el mismo período.
Alphaliner destacó que esto dio lugar a una situación inusual durante la temporada de inactividad invernal a fines de 2017, cuando ni siquiera un solo servicio Este-Oeste fue eliminado de la cartera global de rutas comerciales.

Más grandes buques
Mientras tanto, en la primera mitad de 2018, los transportistas reanudaron su agresiva expansión con la introducción de nueva capacidad de buques en las rutas Este-Oeste, así como también inyectaron capacidad sustancial en las rutas de Lejano Oriente y Costa Oeste de América del Sur y en las de Lejano Oriente con Medio Oriente y el Mar Rojo.
“Los resultados de esto fueron claramente negativos para los transportistas, que culpan a la presión del lado de la oferta por sus pobres resultados del primer semestre”, dijo Alphaliner.
Y para aumentar sus problemas, la actual situación de exceso de oferta significa que los transportistas no pueden, en gran medida, recuperar los aumentos de los precios del búnker de los cargadores y esto también contribuyó a sus pésimos resultados.

Buscando soluciones
Alphaliner señaló que, aunque en los últimos tres meses, los transportistas finalmente comenzaron a retroceder e implementar recortes de la capacidad en algunos de las rutas más afectadas, el crecimiento general de la flota activa sigue siendo un 7% mayor a principios de agosto, en comparación un año atrás.
Entre los recortes que Alphaliner señaló están las rutas del sur de Sudamérica y el Mar Rojo a Medio Oriente, así como otros en el comercio transpacífico, donde se eliminaron dos vueltas entre el Lejano Oriente y la Costa Oeste de EE.UU., y esperan cortar una más para fin de agosto.
Además, una vuelta de Lejano Oriente a la Costa Este de EE.UU. se retirará del servicio en septiembre, concluyeron.