Domingo 06 de december de 2020

Industria marítima y portuaria. Impacto del Covid-19

18/11/2020

La UNCTAD publicó un informe con los datos del impacto del COVID-19 en la industria marítima y portuaria de Latinoamérica y el Caribe

industria marítimaLa UNCTAD publicó el informe «Review of Maritime Transport 2020» que muestra los más relevantes datos sobre el impacto del COVID-19 en la industria marítima y portuaria de Latinoamérica y el Caribe (LAC). Según el informe de la UNCTAD, durante el segundo trimestre de 2020, el comercio de mercaderías de la región se derrumbó un 21% en las exportaciones y un 33% en cuanto a importaciones. Pero pese a este escenario, se observó una mejora relativa en julio de 2020, cuando se estimó que las exportaciones habían disminuido en un 12% y las importaciones habían caído en un 24%, lo que aún refleja caídas significativas que afectan la industria marítima y portuaria.

Por otra parte, el descenso en el número de recaladas de buques en LAC fue grave, cayó  un 11,7% durante el primer trimestre de 2020. Puntualmente, las recaladas de portacontenedores disminuyeron un 4,1%; las de buque Ro-Ro y de pasajeros se redujeron un 16,6% y un 26,3%, respectivamente; las de graneleros disminuyeron un 26,6%; mientras que las de graneleros de carga húmeda se redujeron un 10,8%.

En tanto, los puertos de contenedores de Latinoamérica y el Caribe mostraron signos de fortaleza, ya que sus niveles de conectividad con el transporte marítimo de línea se mantuvieron estables y, en algunos casos, aumentaron durante los primeros días de la pandemia. Las exportaciones de alimentos pueden explicar en parte esta tendencia. Además, los datos de conectividad de los buques de línea de LAC sugieren que la pandemia de Covid-19 no afectó gravemente a la región durante el primer y el segundo trimestres de 2020 (como en el caso de Europa), observándose ligeras disminuciones en algunos países de la región durante el tercer trimestre.

A pesar de la resiliencia mostrada en términos de conectividad por parte de las líneas navieras y la cadena de suministro marítimo, aparecen dificultades para asegurar la presencia de personal y la movilización de cargas hacia y desde los puertos al continente. Los efectos han variado mucho, incluso para los puertos de una misma región, siendo los de transbordo los más afectados.

En 2019, la región embarcó el 12,5% del volumen del comercio marítimo mundial y desembarcó el 5,6%. La región representó el 21,6% del total de los bienes embarcados en las regiones en desarrollo y el 8,6% de los bienes desembarcados en las regiones en desarrollo.

En el mismo periodo, el crecimiento del PBI en LAC se contrajo en un 0,3%, ya que el crecimiento económico de la región se vio obstaculizado por condiciones internas y mundiales adversas. Estas desafiantes tendencias económicas en la Argentina, la recesión en el Brasil y el malestar social en Chile limitaron los volúmenes de carga en los puertos de todo Latinoamérica y el Caribe. Sin embargo, algunos puertos como Freeport en Bahamas; Itajaí, Sao Francisco do Sul y Paranaguá en Brasil; y dos terminales de Panamá-Pacífico registraron crecimiento.

Los puertos de contenedores de la región manejaron unos 53 millones de Teus en 2019. Esto representó el 6,5% de la movilización mundial de los puertos de contenedores y reflejó un crecimiento anual marginal del 0,7%, respecto 2018.

Con información de UNCTAD y Mundo Marítimo