Lunes 17 de Junio de 2019

OMI 2020 ¿Más Slow Steaming y trasbordos?

19/3/2019

Los analistas predicen que el impacto de la OMI 2020 significará buques más lentos (slow steaming) y más transbordos de las cargas.

OMI 2020OMI 2020 ¿Más Slow Steaming y trasbordos? –Esto sería un golpe más para los expedidores, que también enfrentan costos adicionales para compensar a los transportistas por el uso de combustible más limpios a partir del 1 de enero de 2020.

A los expedidores les pueden disgustar los recargos, pero universalmente odian el transbordo, ya que introduce otro nivel de riesgo para la cadena de suministro.

Los transportistas marítimos se enfrentan a un período difícil, en el que necesitan obtener la aceptación de sus clientes de sus mecanismos de recargo de combustible como preparación para cumplir con la norma de límite del 0,5% de azufre en el sector marítimo, la llamada OMI 2020.

Drewry advierte que si no se pasa una tasa de éxito del 50% para los aumentos de combustible por encima del promedio histórico, entonces el costo adicional sustancial del combustible con bajo contenido de azufre “podría ser ruinoso para algunas líneas, muchas de las cuales aún operan con sus balances en dificultades”.

Si no logran recuperar los costos totales, la consultora agregó que “los operadores inevitablemente buscarán mitigar los mayores gastos operativos que se anticipan” al introducir medidas adicionales para conservar el combustible más caro.

“Un efecto secundario potencial de las nuevas regulaciones podría ser una mayor utilización de la navegación lenta (slow steaming) y también del uso del transbordo”, dijeron en Drewry.

“La lógica es que, a medida que se reduce la velocidad de navegación de los buques y se prolongan los viajes de ida y vuelta, los transportistas abandonarán las rotaciones para garantizar que los tiempos de tránsito a los puntos clave sigan siendo competitivos”. “Un menor número de llamadas directas a los puertos inducirá una mayor necesidad de operaciones de transbordo y feeders”, dijeron.

Lea también Navieras y refinerias en problemas por la OMI 2020

Los embarcadores no son fanáticos del transbordo, lo que puede agregar un retraso significativo en la llegada de las mercaderías y, en algunas circunstancias, los contenedores pueden descargarse en una terminal diferente en el destino final.

Durante una presentación en la conferencia de TPM, Lars Jensen, CEO de SeaIntelligence Consulting, reiteró que los expedidores querían “transparencia en tiempo real sobre el paradero de su carga”, lo que, según él, podría verse afectado por los transbordos.

Además, los transbordos disfrazan el nivel real de demora de las estadísticas de confiabilidad de los transportistas marítimos, que ya son deficientes, dado que la medida para la integridad del cronograma de un barco es de puerto a puerto sin la idea de retrasos de transbordo a la carga.

Durante la temporada alta del año pasado, varios cargadores y transportistas se quejaron amargamente de las demoras en los transbordos.

“Recibimos notificaciones de nuestro agente chino de que el envío se realizó tal cual estaba previsto, más o menos una semana después nos avisan que efectuó un transbordo en algún lugar de Asia y se está esperando un nuevo cargador”, dijo un forwarder furioso.

Añadió que en varias ocasiones no se había recibido ninguna notificación sobre el transbordo, “nuestros contenedores desaparecieron en un agujero negro, nos están reclamando airadamente y, a menudo, recién pocos días antes del arribo podemos decirles la nueva fecha de llegada”.